Cachopo de ternera asturiana


El cachopo de ternera asturiana hace muchos años que se prepara en Asturias, pero últimamente está de moda y los restaurantes compiten a ver quién hace el cachopo más grande.

Yo en casa prefiero prepararlos de un tamaño más asequible, por qué me manejo mejor y por qué no tengo unas sartenes descomunales para freírlos.

Cachopo de ternera asturiana

Ingredientes 

2 filetes de ternera asturiana finos, o uno doble, por persona del tamaño que tú quieras.

Jamón serrano, jamón ibérico, cecina o jamón cocido, lo que prefieras.

Queso: puedes poner el queso que más te guste, de oveja, de cabra, de vaca etc. en mi caso he puesto un queso semicurado de Taramundi

Pan rallado

Huevo

Aceite de oliva virgen extra

Sal

Pimienta

Preparación del cachopo de ternera asturiana

1. Salpimentar los filetes, no eches mucha sal, pues el jamón y el queso ya llevan.

2. En un filete, o en una mitad si es doble, coloca los ingredientes escogidos.

3. Tapa con la otra mitad del filete, aplasta un poco para que quede lo más plano posible y si ves que se te va a desarmar al rebozarlo, puedes sujetar la abertura con unos palillos que quitarás después de freír.

4. Reboza en pan rallado, huevo batido y otra vez en pan rallado y déjalos reposar un mínimo de media hora.

5. Pon una sartén a calentar con abundante aceite.

6. Cuando veas que está caliente, pero sin humear, echa los cachopos a freír.

7. Déjalos que doren bien por un lado (unos 3 minutos) antes de darles la vuelta.

8. Dales la vuelta y cuando estén listos (otros 3 minutos) pásalos  a una fuente donde habrás puesto papel de cocina para que absorba el exceso de aceite.

9. Sirve acompañado de pimientos, patatas fritas, setas, champiñones o cualquier otra guarnición que te guste.

 

Observaciones

- Los cachopos los puedes preparar con antelación, una vez rebozados guárdalos dentro de un recipiente hermético en la nevera, te aguantan perfectamente dos o tres días.

- También los puedes congelar, para ello envuélvelos individualmente en film transparente y metelos en un recipiente hermético. Se pueden freír congelados, pero yo prefiero sacarlos el día antes y dejarlos descongelando en la nevera.

- Esta receta es con filetes de ternera, pero puedes hacerlos con pollo, pavo, lomo e incluso con pescado.

- Para el relleno échale imaginación, este digamos que es el más básico, pero puedes hacerlo con setas, pimientos, espárragos, cebolla caramelizada, foie…lo que se te ocurra.

- El queso que yo he puesto es un queso semicurado de Taramundi que es un concejo de Asturias, pegando con Galicia, conocido entre otras cosas por sus navajas elaboradas artesanalmente.

- Este queso es de elaboración artesanal y se hace con leche cruda de vaca, una curación de más de dos meses, y tiene un sabor un poco picante.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *